Un año y el puente sigue quebrado

El próximo sábado, 30 de abril, se cumple un año del colapso de la estructura ubicada sobre el caño Parrado.

Un año y el puente sigue quebrado

Por: Yéssica Salgado

Especial Periódico Llano SIE7E DÍAS 

 

El primer aniversario de la caída y/o fractura del puente que comunica al Parque Infantil con La Grama –una infraestructura vital para la movilidad de los habitantes de la Comuna Uno de Villavicencio– se cumple este sábado 30 de abril,  y a la fecha dicha infraestructura no ha sido intervenida por parte del municipio, entidad encargada de adelantar los trámites necesarios para reconstruir este puente y ponerlo nuevamente en funcionamiento. 

 

En 365 días, la únicas acciones  que se han visto por parte del municipio son dos. La primera: la restricción del paso a vehículos por este puente, y posteriormente su cierre total con miras a una solución definitiva, que sería demoler el puente y reconstruirlo nuevamente, procedimiento que no se ha ejecutado hasta el momento.

 

La segunda: la firma de un contrato de  estudios y diseños (consultoría) por valor de $285 millones, con la que se busca especificar los componentes ambientales, técnicos, físicos, constructivos, así como costos y la manera de cómo van a demoler el puente ubicado sobre el caño Parrado para construir el nuevo viaducto.

 

Esa consultoría, según el secretario de Infraestructura del municipio, Harold Barreto, avanzaba en el 49,4 por ciento en el año 2021, pero aún no está lista, situación que mantiene detenida la demolición del puente que comunica al Parque Infantil con La Grama, así como otros procesos administrativos que permitirán tener un nuevo puente en esta zona de la ciudad. 

 

 

Uno de esos procesos administrativos a los que se hace referencia está relacionado con los permisos ambientales que requiere el municipio para poder adelantar cualquier tipo de intervención en el puente ubicado sobre el caño Parrado, los cuales no han sido otorgados a la fecha por Cormacarena, ya que la entidad ambiental requiere los estudios y diseños que presente el municipio a través de la consultoría para poder adelantar los trámites ambientales.

 

 

Es decir, hasta que no se tenga la consultoría completa el municipio de Villavicencio, entidad encargada de adelantar los trámites necesarios para reconstruir este puente y ponerlo nuevamente en funcionamiento, no podrá pedir los permisos ambientales ante Cormacarena, ya que los insumos de la consultoría son requisitos para los trámites ambientales.

 

En este contexto, cabe recordar que en el mes de enero de este año el director de Cormacarena, Andrés García, aseguró que el municipio de Villavicencio no había presentado ante la Corporación ambiental, ninguna solicitud formal de permiso para realizar algún tipo de obra o intervención en ese sector, afirmación que fue desmentida por el alcalde de Villavicencio, Felipe Harman.

Así las cosas, al municipio todavía le queda un largo camino por recorrer para poder intervenir esta obra y entregarla nuevamente en funcionamiento, ya que la actual administración no ha podido establecer una hoja de ruta clara frente a esta obra, pues el proceso para la construcción de un nuevo puente en esta zona de la ciudad tardará más tiempo del que se había proyectado.

Sobre esta situación, Harold Barreto, secretario de Infraestructura de Villavicencio, explicó que las demoras para intervenir esta obra no sólo se deben a la falta de la consultoría sino al proceso administrativo que se debe adelantar para hacer realidad una obra como esta, el cual incluyó traslado de recursos por parte del municipio  y otros trámites de actualización para ejecutar una obra que no estaba prevista en la ciudad.

Además de aclarar los procesos que ha realizado el municipio hasta el momento, para poder intervenir esta obra, el titular de la cartera de Infraestructura del municipio confirmó que en un mes el contratista encargado de adelantar la consultoría para esta obra entregará los estudios y diseños del nuevo puente que se  construirá sobre el caño Parrado.

A esto proceso, le seguirá una proyección contractual, para que la construcción de este puente demore lo menos posible, aseguró Harold Barreto.

 

¿Qué dicen los gremios?

Jorge Andrés Arango, director ejecutivo de Fenalco seccional Meta, dijo que: “Es terrible que  en un año no se le haya dado solución a una obra tan sencilla. Hace unos 10 meses dialogamos con el secretario de Infraestructura, quien señaló que los recursos para el arreglo de este puente ya estaban listos, pero era mentira. Es necesario que se acelere el proceso para ejecutar esta obra, ya que las implicaciones  que ha causado la caída de este puente a nivel comercial son muy fuertes”.  

Por su parte, el ingeniero Jesús Hernández, presidente de  Sociedad Ingenieros del Meta, se refirió a las demoras que ha tenido el proceso para sacar adelante la consultoría de este puente.

“Para los estudios y diseños se tiene que previamente tener unos términos de referencia y unos pliegos de condiciones. Además,  hay que cumplir con unos tiempos y esperar si hay observaciones de los interesados y esto va sumando meses. Lo mismo para la construcción, hay que licitar cumpliendo términos y teniendo todos los permisos, entre ellos el de ocupación del cauce, que según he oído, no se ha aprobado por Cormacarena. Todo esto hace que se demoren las obras. Después de este proceso, hay que hacer otra licitación para escoger el Interventor, lo que tomará más meses”.

 

Economía e inseguridad

A pesar de que los residentes del Parque Infantil han sido pacientes ante la demora en la intervención de este puente, manifestaron que el mal estado de esta infraestructura  y la falta de soluciones por parte del municipio preocupan porque el aparato productivo ya ha sentido pérdidas que no se podrán mantener por un largo periodo.

 

Uno de los sectores que más ha expresado su preocupación es el comercio, que reporta pérdidas de más de 20 millones  mensuales en sus ventas. Los comerciantes también señalaron que la actividad comercial y de gastronomía se redujo por lo menos en un 40% en la zona.

“La situación que se ha vivido en esta zona de la ciudad por causa de la caída de este puente  impacta de manera negativa a la economía.  En algunos  establecimientos las pérdidas han alcanzado hasta 90% en días como el viernes. Veníamos de unos meses con crecimiento favorable para el comercio y esta situación nos afecta, por lo tanto el llamado que hacemos es a que se respete el derecho al trabajo y el derecho a la libre movilidad”, manifestó David Granda,  administrador del Gastrobar Danza Clara, ubicado frente al Parque Infantil.  

 

Por su parte, otro residente de la zona, que pidió reserva en su nombre, dijo que el mal estado de este puente aumentado el nivel de inseguridad en la zona.

“Ese puente se convirtió en la guarida de ladrones. Por eso, necesitamos que se le arregle lo más rápido posible. No podemos seguir viviendo situaciones de inseguridad por esta situación”, indicó un residente de la zona.