Qué medidas aplican en Villavicencio, tras incendio del HDV

Desde las 10 de esta noche comienza el toque de queda y ley seca en Villavicencio. Las medidas se adoptan tras el incendio registrado en el Hospital.

Tras el incendio de la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Departamental de Villavicencio, registrado en el tarde-noche de este domingo, la administración del alcalde Juan Felipe Harman Ortiz decidió adoptar medidas restricitvas a la movilidad ciudadana para evitar que se registren hechos que puedan generar mayor caos en el sistema de salud de la capital del Meta.

En el Puesto de Mando Unificado, PMU, que opera desde el Hospital Departamental de Villavicencio se acordó decretar toque de queda y ley seca desde las 10 de la noche de este domingo.

El toque de queda y la ley seca tendrán vigencia de 10 de la noche a cinco de la mañana hasta el próximo jueves 16 de septiembre, dice Andrea Lizcano, secretaria de Gobierno de Villavicencio.

Mientras tanto la gobernación del Meta informó la declaratoria de la alerta roja en Villavicencio para tener a mano herramientas que garanticen la operatividad del sistema de salud en la ciudad.

Estas dos medidas restrictivas se adoptan en prevención de accidentes de tránsito y heridos por riñas, lo que podría generar caos en el sistema de salud de la ciudad, puesto que la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Departamental de Villavicencio quedó fuera de servicio tras el incendio registrado en la tarde noche de este domingo.

Dentro de los primeros balances que se han logrado realizar, se estableció que quedaron fuera de servicio las unidades de cuidado intensivo pediátrico y de adultos; asimismo se informa que la parte oriental de la central de urgencias y tres pisos del centro asistencial tampoco están funcionando.

También fueron inutilizadas las áreas de medicina interna y postquirúrgicos.