Morichales para acumular carbono

Ecopetrol y Unillanos entregaron especímenes vegetales de morichal al Herbario Llanos. Cada morichal tiene una capacidad de acumular 706 de carbono.

Morichales para acumular carbono

El Centro de Innovación y Tecnología de Ecopetrol (ICP) y el Instituto de Ciencias Ambientales de la Orinoquia Colombiana de la Universidad de los Llanos (ICAOC), entregaron 470 especímenes vegetales al Herbario Llanos con el fin de evaluar el potencial de los morichales como sistemas estratégicos para la captura de carbono.

Estos especímenes son parte de la investigación realizada durante el último año en el morichal de la finca Manacacías (en estado de conservación) en la cual investigadores del ICAOC identificaron 235 especies de árboles, arbustos, palmas, hierbas y lianas, de las cuales siete son endémicas y están en estado de amenaza.

“Hemos recogido más de 3.500 individuos en el marco de esta alianza y entregamos 470 de ellos que se suman a los 137 que ya existían en el herbario de la Universidad. Este repositorio es de importancia estratégica para conocer y cuidar nuestra diversidad y fomentar el conocimiento y la conservación de los morichales”, explicó Andrés Mantilla, director del Centro de Innovación y Tecnología de Ecopetrol.

Según Marco Aurelio Torres, director del ICAOC, “estas alianzas nos llevan a que junto a otros aliados podamos seguir creciendo en cuanto a adquirir ese conocimiento que nos permita, de manera estratégica, emplear los morichales como una alternativa para mitigar el impacto del cambio climático”.

Durante la entrega de los especímenes también se realizó una socialización de los resultados del estudio de captura de carbono de los morichales. Estos revelaron que cada morichal tiene una capacidad de acumulación de carbono de 706 toneladas por hectárea.

Los morichales prestan además otros importantes servicios ecosistémicos, como la regulación del ciclo hídrico gracias a su alta capacidad de retención de agua y contribuyen también a la protección de la fauna, con lo cual proveen a la altillanura colombiana de esiliencia y alternativas de mitigación de los efectos del cambio climático.