¿En riesgo por incendio de desechos hospitalarios?

Desde el jueves en la noche se intentan controlar y liquidar un incendio en bodega donde se almancen toneladas de desechos hospitalarios.

¿En riesgo por incendio de desechos hospitalarios?

La inminencia de una emergencia sanitaria en Villavicencio es latente ante el incendio que desde el jueves de la semana pasada se registra en una bodega donde se almacenan toneladas de desechos hospitalarios.

Toneladas de residuos hospitalarios como agujas, hojas de bisturía, desechos humanos, jeringas, gasas, algodones, sangre y demás material utilizado en los diversos centros asistenciales han sido empacados en bolsas rojas y abandonados en las antiguas instalaciones del matadero municipal de Villavicencio, sector del barrio Industrial, le dijo a Donde está la noticia está Misael, William Álvarez, comandante del cuerpo de bomberos voluntarios en la capital del Meta.

Desde el jueves pasado que se nos informó del incendio, se ha intentado en por lo menos cuatro oportunidades sofocar, controlar y liquidar las llamas, pero hasta hoy domingo (medio día) no se ha logrado el cometido, afirma el vocero de ese organismo de socorro, porque ese material biológico continúa ardiendo y expeliendo material contaminante que podría ocasionar inconvenientes en la salud de los habitantes de se sector de la ciudad, agrega.

Hasta el momento se han utilizado por lo menos 50 mil galones de agua (200 mil litros) para controlar y liquidar la conflagración, pero todo a resultado inútil, dijo Álvarez.

Como son miles de cientos de bolsas plásticas en las que se almacena esos desechos hospitalarios, al ser consumidas por el fuego forman una gruesa capa plástica que impide que el agua llegue a la raíz del incendio, por lo que ese material sigue siendo consumido por el fuego.

Ante la inminencia del contagio por ese material biológico se requiere de una retroexcavadora para remover el material, pero además, quienes adelantan esas labores deben estar protegidos con trajes y máscaras especiales.

"Podríamos estar ante una bomba sanitaria" dijo el comandante del cuerpo de bomberos en Villavicencio, quien a renglón seguido explica el por qué: "Porque el problema no es solo controlar las llamas, sino en donde se almacenaría posteriormente ese peligroso material que logre se removido de esas bodegas. La ciudad no cuenta con un lugar que reúna las especificaciones técnicas para su tratamiento adecuado".

El señor Álvarez en diálogo con el medio radial noticioso sostuvo que la preocupación aumenta ante la demora en poder controlar y liquidar el incendio, porque los 50 mil litros de agua que hasta el momento se han utilizado ya están expandiéndose por las calles vecinas a las bodegas y el humo penetra en las viviendas afectando a sus habitantes.

El capitán William Álvarez dijo que se tendría que contemplar la convocatoria de un consejo extraordinario de gestión del riesgo para analizar en conjunto con las autoridades administrativas, organismos ambientales y de socorro las medidas a adoptar ante la preocupante situación que se vive desde hace cuatro días en ese sector de la capital del Meta.

Esta es una situación de emergencia, en la que incluso habría que pedir la intervención del gobierno nacional, enfatiza el comandante de los bomberos en Villavicencio.