Cómo avanzan las obras del kilómetro 58 vía Bogotá-Villavo

Trabajos simultáneos y avances en las cuatro pilas del viaducto del km 58, proyecto clave para conectar al centro del país con los Llanos.

Cómo avanzan las obras del kilómetro 58 vía Bogotá-Villavo

Luego de dos meses de trabajos en este importante proyecto para la conectividad del país, el Instituto Nacional de Vías (Invías) inspeccionó en terreno los avances y los trabajos simultáneos que se llevan a cabo en las cuatro pilas que sostendrán este importante viaducto que garantizará la transitabilidad segura en el km 58 de la vía que conduce de Bogotá hacia Villavicencio.

En la pila #1 se han realizado actividades de excavación que presentan un avance de 9 metros de profundidad en los caissons (pozos de cimentación) que soportarán la estructura. En la pila #2 sigue la construcción de las llamadas ataguías, que son estructuras para contener el agua. Por otra parte, en la pila #3 continúa el corte de talud para avanzar en la construcción de la pila, mientras que en la pila #4 se avanza en las obras de la margen izquierda del río Negro que permitirán el acceso. Asimismo, se instaló una planta de concreto en la zona que garantiza el suministro de concreto. En el estribo 1 (estación de servicio) se iniciaron las actividades de demolición.

“Seguimos avanzando en los trabajos y cumpliendo con los compromisos adquiridos para construir el viaducto del kilómetro 58, uno de los proyectos de infraestructura que promueven la justicia económica en el país. Inspeccionamos en terreno las actividades que se llevan a cabo en cada una de las cuatro pilas que soportará el viaducto, tanto en sus pozos de cimentación como en las actividades preliminares de las pilas 3 y 4”, manifestó la directora de Ejecución y Operación (e) del Invías, Carolina Barbanti Mansilla.

Durante esta semana, un delegado de la Contraloría General de la República y representantes de la veeduría ciudadana del proyecto inspeccionaron la obra con el fin de ver adelantos y cronogramas de cumplimiento.

El viaducto tendrá una longitud de 720 metros y la inversión en obra e interventoría será de $125.000 millones. Esta obra servirá para tener una conexión eficiente entre los departamentos de Cundinamarca, Meta, Casanare, Vichada, Guaviare, Guainía y Vaupes, lo que mejorará el transporte de productos agrícolas y de hidrocarburos y ayudará a promover una economía diversificada en el territorio.

El Gobierno del Cambio sigue atendiendo, de esta manera, las necesidades de las comunidades y, por medio de una movilidad más segura, construye las bases para establecer la paz total en todo el territorio nacional.